Lucha docente

“La paritaria no existió, fueron monólogos por parte del Gobierno”

Albalía Benito, secretaria general de UDOCBA de la delegación de Olavarría, habló sobre las medidas que han tomado desde el frente gremial docente para que sus reclamos sean escuchados por el gobierno.

 

Los distintos gremios que integran el frente gremial docente, entre ellos la Unión de Docentes de la Provincia de Buenos Aires (UDOCBA), anunciaron que apelarán a distintas manifestaciones con el fin de hacer visible sus reclamos salariales y educativos. El abanico de medidas incluye paros, protestas y un banderazo frente a la Gobernación de La Plata. Además ya anunciaron una huelga por tiempo indeterminado tras el receso de invierno. El Ejecutivo bonaerense lleva 51 días sin convocar a los gremios del frente gremial docente para llegar a un acuerdo. Y en los últimos encuentros la administración de María Eugenia Vidal no cambió de postura. La oferta más reciente consistió en un aumento del 15% dividido en tres cuotas y la última a pagar a fin de año. Los referentes sindicales no lo aceptaron, por lo cual la situación se complejiza y la lucha de los docentes se está haciendo sentir. Albalía Benito, Secretaria General de UDOCBA en Olavarría habló con Radio Universidad y brindó distintas reflexiones.

La primera consulta apunta a reflexionar en torno de una paritaria que lamentablemente parece no existir, ya que pasaron 51 días de la última reunión.

Si, la paritaria no existió, fueron monólogos por parte del Gobierno. Lo que se concibe como una paritaria no existió nunca en este año. Fueron reuniones donde el Gobierno daba una propuesta que sabía que iba a ser rechazada porque ellos también están de acuerdo y saben que esa propuesta no coincide con la realidad que estamos viviendo los argentinos. Entonces, la verdad es que paritarias este año no hemos tenido.

Hoy la situación se ha complejizado y el reclamo no solo se intensifica por la falta de diálogo sino que los puntos en los que están negociando se van profundizando cada vez más.

Por supuesto. En la primera propuesta que habían hecho era un 15% en tres tramos, que terminaríamos de cobrarlo en noviembre de 2018. Si eso hubiese sido aceptado ya estaríamos hablando de algo que iba a ser lamentable. Nosotros tenemos una realidad que vivimos día a día, somos todos ciudadanos que tenemos nuestros propios gastos y que sabíamos que con esa inflación, de la que ellos hacían alarde, no íbamos a llegar.

¿Hay una estigmatización de la lucha docente?

Si pero en todas las campañas políticas han utilizado a los docentes... Acá no hay que perder memoria y recordar todas las promesas que habían hecho con respecto a la educación en las campañas y parece que cuando llegan al cargo se olvidan de todo. Es así. Siempre ocurrió y, evidentemente, este gran cambio que ellos proponían no se vio reflejado luego cuando se tuvieron que sentar en las negociaciones. Siempre fuimos utilizados para la campaña.

¿Esperan alguna mejora?, ¿Qué salida ven a toda esta situación?

Nosotros siempre nos mantenemos en alerta con asambleas constantes y de acá, de las últimas asambleas que salió del distrito de Olavarría y que luego fue consensuado con los demás secretarios generales en nuestra reunión en Barracas, se decidió el no inicio de clases luego del receso escolar. Pareciera que eso lo que están buscando porque son 51 días que no nos han llamado, que nosotros estamos en el aula como ellos han pedido. Y sin embargo no responden a las inquietudes, a las necesidades que tenemos los docentes, no solo lo que respecta a lo salarial sino también en lo que es el tema de salud laboral, de infraestructura y de comedores y transporte escolar.

No sólo es frustrante el no tener una paritaria sino todo lo que tenemos que hacer para poder dialogar con un representante político, alguien que la mayoría de la población votó. No nos olvidemos de lo que pasó acá, en Olavarría, con la última visita de nuestra Gobernadora donde quisimos entregarle un petitorio y se escapó por una puerta trasera, o cuando tenemos que estar en Casa de Gobierno atrás de una reja más de dos horas esperando a que nos abran para poder entregar nuestro pedido. La verdad es que eso también es lamentable, que ellos, a los cuales nosotros votamos y a los cuales nosotros pagamos su sueldo a través de nuestros impuestos, se escondan y tengamos que estar corriéndolos, eso es lamentable también.

¿Hasta dónde hay que llegar para que la Provincia escuche mientras se derrumban algunos mitos como, por ejemplo, que el Gobierno dialoga?

Hay un desgaste de que los docentes se hundan más en lo que es este tipo de reclamos y está en el porcentaje de adhesión a los paros. Que si bien los descuentos que nos realizan son irrisorios, los docentes igual están solicitando esta medida de fuerza y la realizan. Aquí hemos tenido un 40 o 50% de adhesión en los meses de abril, mayo y ahora estamos teniendo un 90% de adhesión, creo que eso también refleja cual es la decisión de los docentes y donde nos encontramos./ AC-FACSO

 

Entrevista realizada en el programa "No todo está perdido" de Radio Universidad FM 90.1